sábado, 26 de enero de 2013

Los maestros invertidos según las hadas (2)



Los maestros invertidos son aquellos que nos dan ejemplo con su actitud de aquello en lo que no debemos convertirnos o de aquello que, sin ser conscientes, reside en nosotros, y que debemos pulir en nuestro interior para que dicho rasgo deje de ser un hábito. Por tanto, si algo nos molesta de alguien, podemos marcarle límites y ser asertivos, pero, también lo que debemos hacer es precisamente analizar en nosotros qué es lo que puede haber en nuestra personalidad que se parezca a ese comportamiento ajeno que tildamos como molesto. Si lo encontramos, con el sólo hecho de haberlo identificado hemos dado un primer paso para tomar conciencia y rectificar, desarrollando en nosotros precisamente su valor opuesto en la balanza. Por ejemplo, si nos molesta la actitud rígida de alguien, entonces deberemos desarrollar tolerancia o flexibilidad.

Safe Creative #1301264431838
 
Las hadas también nos indican otro ejemplo: si encontramos a alguien ruidoso, entonces quizás nosotros tenemos este ruido en nuestro interior, a lo mejor, tenemos un tono de voz demasiado alto, charlamos demasiado o le damos vueltas a todo, en un constante parloteo interior, o bien es momento de aprender a encontrar el silencio interior, de escucharnos o de hablar menos para adentrarnos en la sabiduría del alma. Si nos perturba la intolerancia o la soberbia de alguien, a lo mejor existe rigidez u orgullo en nosotros, por tanto, al trabajar en uno mismo la humildad o la flexibilidad ya sea física o mental, provocará una transformación evidente en nuestra realidad. Otro ejemplo sería en caso de los algunos suelan aprovecharse de nosotros, entonces quizás sea momento de fortalecer la autoestima, de saber decir que no o de empezar a conocernos mejor y dedicarse tiempo a uno mismo. Si precisas de mayor coherencia en tu vida, la actitud del maestro invertido va a ser decirte o más bien ordenarte lo que debes hacer en tu vida, pero tu maestro invertido, en cambio, en circunstancias similares a las tuyas no predicará con el ejemplo que paradójicamente tiene costumbre de imponer a los demás. Esto te hará darte cuenta de que si él no actúa conforme a las palabras que pronuncia, tú haz lo contrario que él y actúa conforme a las palabras serenas que brotan de tu corazón.   


Al implementar nuevas actitudes, el maestro invertido está condenado a desaparecer o bien nosotros escalaremos una posición mejor. Y si no somos incapaces de detectar qué es lo que puede existir en nosotros que se asemeje a lo que nos afecta de ese comportamiento ajeno, entonces, podemos tratar de averiguar qué otros aspectos podemos identificar en esa tercera persona para poderlos corregir en nosotros mismos. En este caso, puede haber algún defecto en nosotros cuyo opuesto podemos integrar a nuestra escala de valores o a nuestra forma de actuar. Este cambio interno pero decidido conscientemente por uno mismo no será fácil, pero, de llevarlo a cabo, se obrará el milagro o el cambio favorable en nuestras vidas destinado a llenarlas de paz y bienestar emocional.        

 Safe Creative #1301264431746

Los maestros invertidos no suelen venir a aprender, más bien, ellos nos enseñan a nosotros y aunque su enseñanza no sea agradable de asimilar, sus lecciones suelen ayudarnos a avanzar más de lo que creímos en un principio. Al habernos transformado nosotros en el cambio que deseamos ver en nuestro entorno y, por tanto, en el opuesto que tanto manifiesta nuestro maestro invertido, entonces él deja de ser nuestro espejo, para pasar a convertirnos precisamente nosotros en su espejo. Pero raramente un maestro invertido va a aprender de nosotros y, por tanto, a preguntarse qué es lo que le muestra el espejo de otro (o lo que puede aprender de otro). Sin embargo, al haber cumplido el maestro invertido su rol en nuestra vida, le guste o no, la nueva realidad le salpicará de formas que jamás hubiese imaginado sobre todo teniendo en cuenta que dos personas con vibraciones distintas, por ley del Universo, están condenadas a completarse o a repelerse pues sólo personas con vibraciones similares suelen estar juntas durante mucho tiempo. 

Cuando la vida desplaza a alguien de este modo, no se debe cometerse el error de ser indulgente con él pues si así se hiciera, no sólo se impediría u obstaculizaría su trayectoria o camino de aprendizaje, sino que además ese alguien al estar interfiriendo u obstaculizando, acumularía más karma en su propia experiencia al cargar con el karma del otro, quizás por querer responsabilizarse o inmiscuirse en una situación ajena que no le incumbe. Cuando se logra aprender de un maestro invertido, siempre nos llega una ayuda milagrosa e inesperada capaz de dejar boquiabierto a cualquiera y a mostrarnos que nadie escapa a la sabiduría y la perfección de la vida. 

 

Safe Creative #1301104323835

La vida tiene un carácter sagrado que un maestro invertido nunca sabrá alcanzar pero que, paradójicamente, su insólita actitud nos ayudará a tocar con su peculiar varita mágica y al hacerlo, logrará que reconozcamos el regalo de la vida y a reverenciarla en cada instante. 

Vivir en un estado continuo de agradecimiento suele alejar a todo aquél que repudie esta forma de vida, incluso a los maestros invertidos, dependientes de la aprobación de los demás, enemigos de la soledad o el recogimiento en uno mismo e  indiferentes a lo sencillo y a la luz del corazón. 
Safe Creative #1301264431753
Autora texto e ilustraciones: María Jesús Verdú Sacases
Técnica ilustraciones: Pastel
Texto e ilustraciones inscritos en el Registro de la Propiedad Intelectual. Licencia Creative Commons Reconocimiento 3.0

9 comentarios:

MAJECARMU dijo...

Mi querida amiga,me hiciste reflexionar...Cerca de nosotros siempre nos encontramos "maestros invertidos"que prueban nuestra paciencia,tolerancia y amor...A veces es fácil si conocemos sus circunstancias,pero otras es muy difícil y necesitamos una "ayuda extra"para entender y comprender a estas personas...
Mi gratitud y mi abrazo inmenso por tu excelente post,que me aporta fuerza y ánimo esta mañana de domingo,amiga.
M.Jesús

Betty Mtz Compeán dijo...

Reflexionando seriamente en este texto, me doy cuenta de que es una gran realidad la que aqui nos planteas...asi es la vida, cada persona que se relaciona con nosotros de cualquier manera, viene a enseñarnos algo o tiene una mision que cumplir y a la vez tambien nosotros con los demas. Todo pasa por algo.
Tus textos son tan sabios.
Abrazos.

Claudia dijo...

Hola María Jesús, gracias por visitar mi blog. Te felicito por el don que tienes, escribes muy bonito, es más ya me hubiera gustado tenerlo.
Un beso.
Claudia

TORO SALVAJE dijo...

No había oído hablar nunca de los maestros invertidos.
Muy interesante.

Besos.

OZNA-OZNA dijo...

Infinitas gracias querida y admirada amiga por hacernos reflexionar con tus letras. Muchos besinos con inmenso cariño.

La Gata Coqueta dijo...



Me gustaría ser una gota de lluvia,
Para nacer al borde de unos bellos ojos
derramarme por la luz de las mejillas
y romperme en la silueta de los labios,
para iluminarte con una sonrisa cada mañana.

¡¡Un feliz y radiante fin de semana te deseo!!

Atte.
María Del Carmen


AMBAR dijo...

Muy interesante este artículo.
He leído de los maestros ascendidos, pero no, invertidos.
Siempre que te leo aprendo algo nuevo estas letras que nos regalas no invitan a la reflexión y los dibujos de suaves colores dan Paz al alma. Gracias.
Un abrazo.
Ambar.

PEPE LASALA dijo...

Siempre nos enseñas con lo que escribes Mª Jesús, además, lo acompañas con unos dibujos preciosos. Gracias amiga. Un fuerte abrazo y feliz fin de semana.

Angie dijo...

Precioso el articulo, espero ir visitando este sitio con frecuencia, tus escritos alimentan el alma, me alegro de encontrar gente que viva tan conectada con los seres de luz que nos rodean en el día a día, me siento también muy identificada contigo ya que conectar con elementales,ángeles y maestros es maravilloso. Te añado sino te importa a mi lista de blogs favoritos, creo que tus letras son dignas de expandirse y de ser leídas y apreciadas.