sábado, 11 de diciembre de 2010

El hechizo del brujo y la magia del Hada del Bosque Encantado



Érase una vez un reino muy lejano y casi desconocido cuyos habitantes estaban embrujados debido a un hechizo de un brujo malvado el cual les había desprovisto de toda posibilidad de diálogo consigo mismos y con los demás. De esta manera, los habitantes vivían desorientados, totalmente perdidos en sí mismos y con el entorno que les rodeaba, pues eran incapaces de escucharse a sí mismos y a los demás. Por tanto, se sentían vacíos, solos, tristes, vagando en un mundo en les resultaba imposible hablar. Realmente, estaban incomunicados. Se sentían como extraños y desconocían las necesidades de sus congéneres y las suyas propias.

Eran tantas las lágrimas que derramaban los habitantes de ese reino debido a este embrujo que les robó el sentido de sí mismos, que sus lágrimas solían mezclarse con las gotas de lluvia. La lluvia llegó al bosque y el Hada del Bosque Encantado percibió en la lluvia las lágrimas producto de la desesperación de esas personas. Así que el Hada partió hacia ese reino, no obstante, no pudo hablar con nadie ya que a los habitantes se les había desposeído de la capacidad de comunicarse. Parecían errantes.

Sin embargo, el hada era muy intuitiva y adivinó lo que sucedía, gracias a su clarividencia. La magia del hada no podía superar a la del brujo, sin embargo, gracias a la ayuda de los astros, de los planetas y de las estrellas, ella consiguió que, al menos, los habitantes recuperaran la capacidad de comunicarse consigo mismos. Como los habitantes podían hablar consigo mismos y percibir su ser, empezaron fluir con total libertad y se sintieron ligeros y libres.

Aunque el hechizo del brujo no pudo ser disuelto totalmente por el Hada del Bosque Encantado pues los habitantes seguían siendo incapaces de comunicarse con los demás, el hecho de que fueran capaces de escucharse y de reconocerse a sí mismos y a sus emociones hizo que, paulatinamente, se comunicaran con los demás. El diálogo, la sintonía y la convivencia en armonía consigo mismos y con los demás, provocó que los habitaren se completaran a sí mismos y que el maleficio del brujo cayera por sí mismo. Cuando el brujo contempló horrorizado que su hechizo ya no existía, huyó pues no soportó que la felicidad hubiera regresado al reino. El Hada también marchó hacia su reino encantado pero con el agradecimiento de todos aquellos habitantes que desde entonces viven en armonía.

Safe Creative #1012118048613

23 comentarios:

Carlos Alberto dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
Ligia dijo...

Una hada muy sabia la de tu cuento. Abrazos

Mistral dijo...

Me encanta tu cuento y tu hada del bosque.

Un cordial abrazo María Jesús, gracias por hacernos soñar.

Carlos Alberto dijo...

Me encanto este cuento amiga. El embrujo y las malas artes, nunca podran con la "magia" pura del bosque.
Un final como debia de ser... Precioso!

Te invito a leer mi leyenda, te gustara.

Un abrazo muy fuertee

Feliz fin de semana.

Juan dijo...

Haría falta que el Hada se pasase por nuestra sociedad para quitar el embrujo que nos apabulla y que nos impide comunicarnos con nosotros mismos y con los demás. Ésta es una sociedad cerrada, pasiva, introvertida, apagada y poco feliz. Debemos intentar conocernos, ya que tenemos grandes capacidades, desarrollar nuestros potenciales y relacionarnos fluidamente con la gente de nuestro entorno. De esta forma emmpezaremos a vislumbrar la felicidad.

Un abrazo y feliz sábado.

Juan Antonio

Olga i Carles dijo...

El bosque es el lugar sagrado donde nuestra alma se libera de los embrujos brulones.




Grácias.

Salvador dijo...

Un cuento que, como todo cuento, esconde la realidad detrás de sí.

Conozco ese país porque vivo en uno muy similar, donde nos dejan aparentemente comunicarnos, entre sí y con otros, pero dónde se ejercen poderes que dispersan esa comunicación y, en muchos casos, la aniquilan.

Un país dónde se habla de libertad y derechos, pero se construyen esclavitudes y cadenas que someten y coartan.

Un país donde se promete paz y justicia, pero se impone el poder con las armas y las ideologías posesivas y egoístas.

Al final, despierto y veo, María Jesús que tu cuento, no es un cuento sino que describe la realidad.

Sin embargo, nos revela que la esperanza y la victoria de la Verdad terminarán por imponerse. Por eso seguimos hablando y comunicándonos.

Un fuerte abrazo. Creo que yo también he aterrizado bien.

Alimontero dijo...

me has hecho recodar a papá...;-)
cuando pequeñasa, junto a mis hermanas, nos contaba cuentos como ésto, para irnos a dormir...

Gracias por tu magia, gracias a mi padre por la imaginación que creó en mi...,-)

un gran abrazo mi querida amiga,

Ali

Hada Saltarina dijo...

Querida María Jesús,

Aquí vengo al calorcito de tu hogar para escuchar tus bellos y profundos cuentos. Me ha encantado. No poder comunicarse consigo mismo sin duda genera el no poder hacerlo con los demás. Reconocer el propio problema de comunicación es un gran paso, y tú, como siempre, me has dado una excelente lección. Gracias por tus historias y por tus visitas a mi nuevo y antiguo blog pues me animan a continuar.

Muchos besos, linda hadita

Steki dijo...

Qué precioso cuento, María Jesús. Y una bonita hada. Me gusta pasarme a leer tus historias encantadas.
Un beso grande para ti.

HadaTraviesa dijo...

Hola, Mª Jesús, muchas gracias por visitar mi blog y por tus palabras, He visto que tines más de un blog y todos son preciosos, Me encantó la historia que nos dejas, hoy te visitó un hada traviesa y encantada de visitarte y leerte. Besos

TriniReina dijo...

El mundo está falto de hadas. Ojalá hubiese muchas como esta tuya.

Abrazos

La sonrisa de Hiperión dijo...

Que me gustan las historias de hechizos...

Saludos y un abrazo.

gaviota dijo...

la magia siempre envuelve tus escritos rodeados de un halo especial besitos gaviota feliz navidad de corazon

Cecy dijo...

Que lindo es leer un cuento y por un rato viajar al mundo encantado de las hadas!
De alguna manera ellos siempre te dan esa cuota de fantasía que se necesita, como respirar.

Lindo blog!

Un beso

campoazul dijo...

Pues algo de brujería todavía queda por aquí, que de momento no nos entendemos bien y a veces ni siquiera nos escuchamos y nos cuesta comunicarnos... ojalá que el hada del bosque no se haya ido para siempre, que vuelva y se dé una vueltecilla por las ciudades que la necesitamos....

Besitos.

Marina Fligueira dijo...

Hola María Jesús: Que hermosura de cuento! Donde haya magia que se aparte el resto. Es un placer pasar por tu casa. Feleces fiestas. Un abrazo.

Lúzbel Guerrero dijo...

Hola María Jesús, he visto su comentario en el blog: "Yo soy Ansín"; quería alertarle que la foto en la que ha comentado y firmado, no es suya, como no lo es ninguna de las que figuran en ese blog
Todas las imágenes las roba de bancos de imagen y blogs en los que encuentra algo que le guste
Para conseguir visitas, envía centenares de comentarios (siempre el mismo): ¡Eres grande!
y luego propone a la gente que se hagan seguidores suyos (la triste y patética versión moderna del intercambio de cromos)
Gentuza como esta, se aprovecha del anonimato de la red para ensuciarla; creo que la obligación de todos los bloggers honestos es echar a patadas a estos miserables

яαιηвσω ιη тнє ∂αяк dijo...

super genial, me ha encantado enormemente, un gran saludo.
y la vdd el trasforndo de la historia, sobe la comunicacion y la armonia es impresindible.

..NaNy.. dijo...

Hola como siempre tus historias hacen soñar. Saludos y Felices Fiestas

Ŧirєηzє ✿ܓ dijo...

ojala todos los hechizos de este mundo fueran solucionados por hadas como la de este relato...

un abrazo a tu magico mundo....

:-)

Paco Merlo Ansin dijo...

Aquí encuentro la paz que busco, aquí te encuentro a tí y tu sabiduría. Gracias!

TORO SALVAJE dijo...

Que delicia de cuento.
Dan ganas de arroparse y dormir una vez leído.
Me has hecho volver a mi infancia.
Gracias.

Besos.